• Resistencia,

  • OPINIÓN

    Inflación: verdugo de salarios, jubilaciones y consumo

    El 2018 terminará con una inflación del 48%. La pérdida del poder adquisitivo fue la consecuencia más evidente.

    La inflación es, históricamente, uno de los temas que mayor preocupación genera en la Argentina, y este 2018 no fue la excepción, ya que terminaría con un avance del 47,5% según estimaciones del mercado.

    Lo distintivo para este año fue: el fuerte incremento de las tarifas de los servicios públicos, los pasajes y los alimentos, en un contexto donde se comenzó a desarmarse el esquema de subsidios y el dólar avanzó un cerca de un 100% en el año.

    Considerando datos sólo hasta septiembre, lo más evidente fue la pérdida de poder adquisitivo de casi 14 puntos porcentuales (teniendo en cuenta que la inflación acumulada llegó ese mes a 32,5% y los salarios, al 18,6%).

    De confirmarse el pronóstico del mercado, también habrán perdido contra la inflación el Salario Mínimo, Vital y Móvil (+27,5% en 2018) y las jubilaciones (+29%), con el consecuente achique del bolsillo para estas personas.

    Pese a que el Banco Central instrumentó un nuevo esquema de política monetaria, que incluye bandas de flotación del dólar y subastas de Letras de Liquidez (Leliq) con tasas que rozan el 60%, la inflación cerraría este año con una inflación del 47,5% de acuerdo al Relevamiento de Expectativas del Mercado (REM) elaborado por el Banco Central.

    Sólo hasta noviembre, el Índice de Precios al Consumidor (IPC) acumuló un avance del 43,9% en comparación con igual período de 2017 informó el Instituto Nacional de Estadísticas y Censos (INDEC).

    Los rubros que más se encarecieron en los primeros 11 meses del año: Transporte (+63%), Alimentos y bebidas no alcohólicas (49%) y Equipamiento y mantenimiento del hogar (47%).

    Desde el Instituto Estadístico de los Trabajadores (IET), asimismo, indicaron que la inflación sobre los salarios registrados llegó al 40,9% en los primeros diez meses. De esta manera, 2018 será el año más inflacionario desde 1991, superando a 2002, 2014 y 2016.

    El rector de la Universidad Metropolitana para la Educación y el Trabajo (UMET), Nicolás Trotta, enfatizó que “la caída del salario real es de tal magnitud que hoy el poder adquisitivo está en su nivel más bajo en una década. Será recordado como el de mayor caída del poder adquisitivo de los últimos 30, con excepción de 1989 y 2002”.

    Explicó que “el alto impacto sobre los bolsillos de los trabajadores se ve reflejado en las alzas de precios de todos los capítulos de la canasta, especialmente en Vivienda, por las subas del gas y de los alquileres”.

    Salarios
    El índice de salarios del total registrado muestra un crecimiento del 18,6% acumulado hasta septiembre (último dato disponible) según el Instituto Nacional de Estadísticas y Censos (INDEC).

    En ese período, los salarios de los trabajadores registrados subieron un 20% (en el sector privado la suba fue del 20,5% y en el público, del 19,1%) mientras que los sueldos de los trabajadores no registrados avanzaron un 13,5%.

    Según la consultora Economía & Regionales, el salario privado registrado bruto alcanzó a $28.690 al primer trimestre de 2018 (último dato disponible), lo que significa un 25% más que en igual trimestre de un año antes.

    Salario Mínimo, Vital y Móvil
    El Salario Mínimo Vital y Móvil (SMVM) fue otro de los perdedores contra la inflación: durante 2018, se incrementó un 27,5%, desde los $ 8.860 en diciembre de 2017 hasta los $ 11.300 en diciembre. Fueron en total cuatro aumentos.

    En agosto, en el marco de una reunión del Consejo Nacional del Empleo, la Productividad y el SMVM, las autoridades de gobierno y los gremios definieron un aumento del 25% en cuatro tramos, que incluye una suba en marzo de 2019 del 6% y en junio, del 7%.

    En la actualización anterior, de junio de 2017, el gobierno había decidido de forma unilateral un alza en tres tramos.

    MÁS NOTICIAS
    info@sinretoricanoticias.com